miércoles, 14 de diciembre de 2011

Estados de ánimo

Cambiantes, asesinos, arrogantes, duros pero tambien divinos. Acompañante perpetuo y anodino aunque determinante. Te influye en tu doctrina, pero tu condición sale indemne de proyección de su influencia.
Enrevesado juego de sensaciones que huyen de mesura. El sinusoide al que agarras de la mano para desestavilizar tu firme linea de identidad y valía.
Son ellos, muchos, grandes, pequeños, malos consejeros o tu mejor terapeuta. Ellos escriben los flecos que adornan tu historia, pero solo eso, los flecos. El resto de la producción debe estar dirijida por el director de orquesta: tu paciencia, cultura y conciencia.
Hay que aprender a vivir con ellos. Pues aunque tu quieras ellos de ti no se olvidan. ¿Cuantas veces has intentado huir de la tristeza?. Corres, mucho, muy rapido y de forma impredecible, pero inexplicablemente ella siempre te encuentra. El preferido es la felicidad "rey de la belleza". Pero no todo lo triste es feo y su foto tambien viaja en mi cartera.
Viven muy cerca y se intercambian sus papeles de protagonista constantemente. Ya que de su antitesis nacen obligatoriamente. Por ello no debes darles más importancia que el bordado de mi camisa (que adorna pero no abriga). Aunque no siempre puedes. Son  muy listos y tras camuflarse en sentimientos te dominan . Solo un minuto, un instante, un momento que si no esta todo delante, nada ni nadie adivina.
¿Será capaz algún ser humano de dejarlos siempre en el lado que le corresonden?. Espero que si, pero creo que no. La esperanza nunca se pierde pero la "realidad" no me permite creerlo.
El 99% del tiempo está todo en su sitio, no dejes que ese fugaz instante escriba las paginas de tu diario.
Abre el armario y vistete con el látigo y sombrero. Con un poco de esmero el tigre, en apariencia fiero, pasa a gato que ronronea y suplica acaricias.
En fin, se puso en marcha el bombo de la lotería. Venga quién venga en el boleto premiado, promete que lucharas para que no cambie tu vida.




Fdo:Udánimo

No hay comentarios:

Publicar un comentario